Enfermedades Digestivas | Prevención - Diagnóstico - Tratamiento Solicitá tu turno ONLINE
Centro quirúrgico de Endoscopia Digestiva: Marechal 1070 Caba
Consultorios periféricos de la Dra Adriana Ratto
Palermo: Av. Santa Fe 3192 3°A | Teléfonos: 4821-1394 | 4821-1395
Martínez: Alvear 260 2° E (Galería Battellini) | Teléfono: 4793-4778
Atención Urgencias: Dra. Adriana Ratto: 15-6686-580
Staff Objetivos Servicios Cirugía Láser Gestión de Calidad Preguntas Síntomas Enfermedades Coberturas Contáctenos

Esófago de Barret

El esófago de Barrett es un cambio anormal de las células de la porción terminal del esófago producido por el reflujo de ácido desde el estómago hacia el esófago.

También puede ser causado por ingerir sustancias corrosivas como la lejía

El esófago de Barrett está presente en un 10% de pacientes con reflujo gastroesofágico.

Tiene mayor riesgo de padecer un cáncer de esófago.

Sin embargo, no todos los pacientes con RGE desarrollan un esófago de Barrett.

Esófago de Barret
ESOFAFO DE BARRET | imagen: Wikipedia

Síntomas

  • Acidéz estomacal frecuente y de larga duración.
  • Dificultad para tragar (disfagia).
  • Regurgitación sangrienta (hematemesis).
  • Dolor retroesternal, en el punto en que el estómago y el esófago se unen.
  • Pérdida de peso por razón de la dificultad en comer.

Diagnóstico Histológico

  • El esófago de Barrett se caracteriza por la presencia de epitelio cilíndrico en la superficie del esófago inferior, reemplazando al epitelio escamoso.
  • Las células cilíndricas metaplásicas pueden ser de dos tipos:
    • Gástricas: Similares a las células estomacales (no es Barret).
    • Colónicas: Similares a las células intestinales ó Metaplasia Intestinal ó Esófago de Barret.
      Las presencia de células globulares son lo que marcan el diagnóstico del Barrett.
  • El analisis de inmunohistoquímico con anticuerpos contra de componentes específicos de las células intestinales.

Tratamiento Médico

  • Evitar alcohol, aspirinas, aines y corticoides.
  • Comer despacio y masticar bien.
  • Beber mucha agua con las comidas.
  • No acostarse luego de la comida.
  • Dormir semisentado, levantar la cabecera de la cama.
  • Elevar la cabecera de la cama permite el vaciamiento del esófago por gravedad.
  • Evitar alimentos que producen reflujo: cafeína, mate, grasas, crema, salsas, fritos, salsa de tomate, cítricos, chocolate, menta, alcohol, comidas grasosas y picantes.
  • Comer menos porciones en las comidas.
  • No comer antes de acostarse.
  • Bajar de peso.
  • Antireflujos (metoclopramida - domperidona - cisapride - mosapride).
  • Antiácidos (hidroxido de aluminio).
  • Inhibidores de la bomba de protones (prazoles: omeprasol, pantoprasol).
  • Endoscopía Alta frecuente.